El Diario: 'Entre mi inmenso cansacio, mis alumnos han espabilado mi corazón'